¿Qué es la teología sistemática?

Si sos una persona interesada en conocer más acerca de Dios y leés libros que explican las grandes verdades reveladas en la Escritura, quizás hayas escuchado el término teología sistemática. O quizás nunca lo escuchaste, pero nuestro post acerca de por qué es importante la teología llamó tu atención y comenzaste a interesarte el tema. Veamos lo que algunos autores y profesores de Teología Sistemática dicen del tema:

“Teología sistemática es cualquier estudio que responde a la pregunta ‘¿Qué nos enseña toda la Biblia hoy?’ respecto a algún tema dado” – Wayne Grudem, Teología Sistemática

“La teología sistemática[…] es el estudio ordenado y coherente de las principales doctrinas de la fe cristiana.” – R.C. Sproul, Todos Somos Teólogos: Una introducción a la teología sistemática

“La teología sistemática es la aplicación de la Palabra de Dios en todas las áreas de la vida de las personas” – John Frame, La Doctrina del Conocimiento de Dios

Nosotros podríamos querer estudiar algún tema y pensar “¿Qué enseña Dios sobre este asunto?”. Lo que tendríamos que hacer es estudiar la Biblia y ver que es lo que enseña sobre ese tema en forma exhaustiva. Si hacemos esto, estamos organizando todo nuestro conocimiento en un sistema. Por lo tanto, estamos haciendo un estudio sistemático de ese tema.

Los cristianos reconocemos y creemos que la Biblia es la Palabra de Dios, perfecta, inerrante, santa e infalible. Esta habla de muchos asuntos en distintas partes de ella. Sabemos que Dios es perfecto y que Él no se contradice a sí mismo. Por lo tanto, entendemos que la Biblia siempre es coherente y consistente en lo que enseña sobre distintos temas, es decir, aquello que la Biblia enseña puede ser estudiado sistemáticamente, debido a que existe en su contenido una coherencia y una consistencia. Este tipo de estudio requiere de gran capacidad dada por Dios para estudiar la Biblia.

A lo largo de la historia, muchas personas han logrado sistematizar distintas doctrinas bíblicas y muchas de las doctrinas que nosotros conocemos y asumimos, fueron realmente difíciles de sistematizar. Por ejemplo, a la Iglesia de los primeros siglos le costó mucho definir las doctrinas de la Trinidad y de la Encarnación de Cristo. Hoy en día todo cristiano debería poder articular la doctrina de la Trinidad sin mayores inconvenientes, pero en los primeros siglos, hubo grandes luchas sobre esa doctrina. La deidad de Cristo fue ratificada en el primer Concilio de Nicea, y fue defendida ferozmente por Atanasio de Alejandría.

Agustín de Hipona fue el más grande teólogo del primer milenio de la Iglesia y fue un gran sistematizador de la enseñanza Bíblica. Él enfrentó al hereje monje Pelagio, quien decía que el hombre no nace con el pecado original y que la gracia de Dios no es necesaria para que el hombre sea santo.

El reformador francés Juan Calvino fue uno de los sistematizadores más grandes de toda la historia de la Iglesia. Martín Lutero defendió con fervor las doctrinas de la justificación sólo por gracia, sólo por medio de la fe en Cristo y de la Escritura como máxima autoridad para el creyente. Calvino fue un reformador de segunda generación. Él ya no enfrentaba los mismos problemas que Lutero. Además era de carácter calmo e intelectual. Su obra más grande, “La Institución de la Religión Cristiana” es un compendio de teología sistemática que ha enriquecido muchísimo a la Iglesia desde que fue escrita.

Hoy en día sigue siendo necesario que nosotros estudiemos la teología sistemática para que podamos entender el sistema bíblico de enseñanza y podamos formar nuestra cosmovisión(forma de ver el mundo). Además, el estudio sistemático de la Escritura sigue siendo necesario, ya que los tiempos y las culturas cambian y necesitamos saber cómo aplicar la enseñanza bíblica a los tiempos actuales. Es por eso que surgen nuevos sistematizadores y también personas que se especializan en diversos temas. Algunas áreas de estudio de la Teología Sistemática clásica son:

  1. Teología propiamente dicha: Es el estudio de Dios. Sus atributos, su carácter, su naturaleza
  2. Cristología: Es el estudio de la persona de Jesucristo. Sus naturalezas, su vida y obra, sus oficios, etc.
  3. Pneumatología: Es el estudio del Espíritu Santo. Sus funciones, su obra, etc.
  4. Antropología: Es el estudio del hombre
  5. Hamartiología: (hamartia – pecado)Es el estudio del pecado. Estudia la caída, el pecado original, etc.
  6. Soteriología: (soterion – salvación) Es el estudio de las doctrinas de la salvación. Cómo somos salvos, cuál es el rol de Dios en la salvación, cuál es el rol del hombre, cuáles son las bendiciones espirituales, etc.
  7. Eclesiología: (Eklesia – Iglesia) Es el estudio de la Iglesia. Formas de gobierno de la iglesia. La iglesia local. La iglesia Católica (es decir Universal), disciplina eclesiástica, etc.
  8. Escatología: Es es el estudio de las últimas cosas. Estudia el fin de los tiempos. La resurrección, la segunda venida de Cristo, la glorificación de los santos, el estado intermedio, el infierno, el cielo, etc.

Te animo a que puedas leer Teología Sistemática y a que puedas comenzar a estudiar la Biblia sistemáticamente para poder aplicarla mejor a tu vida.

Matías Salerno

Miembro de la Iglesia Asamblea Cristiana de Villa Devoto. Discípulo de Cristo. Ingeniero en Informática egresado de la Universidad Nacional de La Matanza. Curioso, tratando de aprender siempre algo nuevo, busco estudiar la Palabra de Dios para poder compartir el evangelio con los demás

More Posts

Follow Me:
TwitterFacebook

Comentarios

comentarios

Matías Salerno

Miembro de la Iglesia Asamblea Cristiana de Villa Devoto. Discípulo de Cristo. Ingeniero en Informática egresado de la Universidad Nacional de La Matanza. Curioso, tratando de aprender siempre algo nuevo, busco estudiar la Palabra de Dios para poder compartir el evangelio con los demás

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *